Guía de compra de Smartwatches

La función principal de estos relojes es convertirse en la segunda pantalla de tu Smartphone. No hace falta sacar el móvil cada vez que recibas un email, un Whatsapp o una llamada. Con un simple toque u orden de voz puedes responder al instante (dependiendo del modelo de reloj).

Tanto si eres fanático del deporte como si escuchas música todo el día en tu teléfono, la mayoría incorpora sensores que miden tu pulso cardíaco y llevan un registro de tu salud. Además puedes cambiar de canción directamente desde tu muñeca.

Conviene saber que no son un sustituto del móvil sino un complemento, ya que algunas de sus funciones solo pueden efectuarlas con ayuda del Smartphone, como por ejemplo la conexión a internet que se activa mediante el bluetooth del dispositivo.

La pantalla del Smartwatch se mantiene normalmente apagada para ahorrar batería. Si necesitas saber la hora o hacer cualquier consulta, lo encenderás girando rápidamente la muñeca o pulsándolo directamente.

¿Cómo elegir un Smartwatch adaptado a tus necesidades?

Lo más importante: que sea compatible con el teléfono

Lo más importante: que sea compatible con el teléfono

No  todos los smartwatch sirven para todos los Smartphones. Algunos sólo son compatibles por compartir marca y otros en función de la versión del sistema operativo, que determina también el número de aplicaciones que funcionan tanto en el móvil como en el reloj.

Sensores y funcionalidades

Sensores y funcionalidades

Aunque muchos relojes se parecen y tienen el mismo sistema operativo, lo que se puede hacer con ellos también depende de los sensores y otras prestaciones que incorporan: medidor del ritmo cardiaco, entrada de auriculares, GPS, altavoces, micrófono…

Diseño

Diseño

El diseño es fundamental. Algunas marcas por ejemplo disponen modelos para hombre y mujer en función del tamaño. En un primer momento gran parte de los smartwatch venía en versión cuadrada, ahora ya hay diseños con la esfera redonda más parecidos a un reloj clásico.

Batería

Batería

Uno de los temas que puede originar dudas a la hora de comprar uno de estos relojes es su autonomía. La duración estándar de la batería es entre uno y dos días, por lo que tendrá que cargarse cada noche.

También es importante conocer el modo de cargar el smartwatch, sabiendo que hay formas más cómodas que otras: carga inalámbrica, base con contacto, USB, cable…

Pantalla

Pantalla

- LCD. Las más comunes, que además utilizan la mayoría de smartphones. Presentan colores realistas, aunque ante luz solar intensa pueden no verse claramente a causa de los reflejos.

 

- AMOLED. Un tipo con mayor saturación de colores, no tan realista, pero sí más visible  bajo luz solar. No es tan común como la LCD, por lo que los relojes con esta pantalla son más caros.

 

- Tinta electrónica. El modelo que incorporan los libros electrónicos. Una pantalla en blanco y negro que no responden tan rápidamente a los cambios. No obstante puede estar siempre encendida, se ve muy bien bajo luz solar y la batería dura mucho más.