Corpiños

La prenda que ha servido para resaltar la figura femenina desde hace más de 1.000 años, símbolo del lujo, la seducción y también del sacrificio, ha evolucionado hasta nuestros días en forma de cómodos e irresistibles diseños. Los corpiños de seducción han sido los más fieles aliados de mujeres que quieren resaltar el busto. Y los corpiños de encaje han formado parte de la vestimenta de las novias en su gran día.