Cuida tu SSD para que siempre funcione como el primer día con estos trucos