Cómo servir el vino

Cómo servir el vino

Ofrecer un buen vino, es una excelente forma de agasajar a los invitados y, por lo tanto, ha de saber servirse adecuadamente.
Una vez que el anfitrión ha presentado el vino a los comensales, lo ha descorchado, catado y aprobado debe proceder a servirlo empezando por la copa del comensal de su derecha. Servir el vino es un proceso tan meticuloso que requiere una palabra propia: escanciar. Escanciar es verter el vino, y sólo el vino, en la copa, si rastro de sedimentos o corcho.
A menos que haya sido decantado, el vino debe servirse en la misma botella de envasado, de modo que sea posible identificar su marca y su antigüedad. Al escanciar el vino en la copa ha de procurarse no llenar ésta más de un tercio de su capacidad, una vez servidas las copas, la botella debe quedar delante del anfitrión, ya que es él el escanciador.
La botella no debe apurarse hasta la última gota, pues se corre el riesgo de arrastrar algunos posibles sedimentos y cuando la nueva botella abierta sea de una añada, marca o Denominación de Origen distinta, es aconsejable cambiar las copas.
 

0 Comentarios.¡Déjanos el tuyo!

No estas identificado

Si aún no eres miembro del Supermercado de El Corte Inglés hazte socio pulsando en Nuevo usuario.

También te puede interesar

En un país con tanta tradición vitivinícola, nuestra bodega tenía que estar a la altura. El recorrido más completo por los mejores vinos del mundo. Una selecta bodega, donde además encontrarás la mayor variedad de whiskies, ginebras, rones, y, por supuesto, los mejores cavas y champanes.