Troceado, laminado o rallado, sea en ensaladas o en una tabla de quesos…los amantes del buen queso disfrutarán al máximo con el provolone. Una auténtica delicia con nacionalidad italiana.

El provolone es un queso semicurado italiano originario del sur del país, reconocido y muy apreciado internacionalmente.
Se pueden encontrar diferentes variedades que hacen que varíe su sabor, aunque en nuestro país el preferido es el provolone dulce que, por su textura firme y su extraordinaria capacidad para fundirse, resulta perfecto para cocinar. Como ingrediente de algunos platos como pizzas, ensaladas o carpaccios hasta como acompañamiento de diversas recetas, el provolone es el acompañamiento ideal de platos calientes. Aunque sin duda, cortado en rebanadas que puedes preparar en el microondas o a la parilla, con orégano o pimienta, y acompañado de una salsa de frambuesa o tomate, es una delicia. Es aconsejable tomarlo con un vino blanco, si se prueba la variedad dulce, o un vino tinto para aquellas más picantes, como el Sangue Di Giuda que te presentamos en este reportaje.