Coquelet y picantón de corral. Son todo un capricho

Coquelet y picantón de corral. Son todo un capricho

Dos bocados deliciosos de carne fina pero firme, con un bajo contenido en grasas y que admiten todas las preparaciones, así son el coquelet y el picantón, dos pequeños pollos de corral que lo tienen ¡todo! ¿Quieres saber más sobre ellos?

Absoluta delicadeza
El coquelet y el picantón, dos variedades del pollo de corral, ya eran un manjar en la cocina francesa en el siglo XIX. En la actualidad tienen cabida en los hogares españoles gracias tanto a su versatilidad en la cocina como a la rapidez de su preparación, dado su pequeño tamaño. Su carne fina y su sabor delicado los convierten en bocados gourmet, y en la Carnicería del Supermercado de El Corte Inglés encontrarás los ejemplares de picantón y coqueltet, con la calidad garantizada que te ofrece el control exhaustivo de trazabilidad.

Además, aunque cuentan con similares características en sabor y propiedades –poseen un alto contenido en proteínas con bajo aporte calórico–, existen sutiles diferencias entre ellos que se deben tener en cuenta a la hora de servir los platos: mientras que el picantón es un pollito de unos 450 gramos, muy indicado para un plato único, el coquelet, también llamado "pollo tomatero", es algo mayor, de alrededor de 600 gramos, por lo que es aconsejable para dos o incluso tres comensales. ¡Pruébalos!

0 Comentarios.¡Déjanos el tuyo!

No estas identificado

Si aún no eres miembro del Supermercado de El Corte Inglés hazte socio pulsando en Nuevo usuario.

También te puede interesar