Espárragos, en blanco y verde

Espárragos, en blanco y verde

 Nada más apetitoso que un espárrago apenas cocinado que conserva toda su textura y sabor. ¿Verde o blanco? No te quedes con uno solo y disfruta de estos dos exquisitos manjares de la naturaleza al alcance de tu mano.

Pura fibra

Apenas marcados en la plancha con un poco de aceite y sal, o maridados con verduras, carne o pasta. Fritos, en guisos, en revueltos e, incluso, asados: la versatilidad de los espárragos, blancos o verdes, permite cientos de preparaciones. La principal diferencia entre ambos está en la forma de cultivo: los blancos crecen bajo tierra, protegidos de la luz solar. Esto se traduce en un sabor menos intenso pero auténtico, con aromas a tierra y frescor. Ambos tipos aportan una gran cantidad de fibra.

 

 

0 Comentarios.¡Déjanos el tuyo!

No estas identificado

Si aún no eres miembro del Supermercado de El Corte Inglés hazte socio pulsando en Nuevo usuario.

También te puede interesar