Michael Caine 1933 (86 años) Londres

Michael Caine (Londres, 14 de marzo de 1933) es un reconocido actor británico ganador de dos Oscar y tres Globos de Oro. Su verdadero nombre es Maurice Joseph Micklewhite. A los 15 años dejó la escuela y realizó diferentes trabajos hasta que fue reclutado y destinado a Corea, donde llegó a entrar en combate. Tras su vuelta, comenzó a trabajar como ayudante de producción en un teatro, el medio donde dio sus primeros pasos en el mundo de la interpretación. Para ello eligió Michael Scott como nombre artístico, pero su agente le instó a que lo cambiara porque ya había otro actor con ese nombre. Mientras hablaba con él por teléfono, el joven actor miró a su alrededor y vio el cartel de la película que se estaba proyectando en un cine. La película era El motín del Caine. Maurice Joseph Micklewhite pasaría desde ese momento a ser conocido como Michael Caine. Ese nombre aparecería por primera en los títulos de crédito de una película en 1956 con Infierno en Corea. En los años siguientes participa en diferentes filmes y series de televisión hasta que en 1964 forma parte del reparto de Zulú, la película de Cy Endfield en la que vuelve a coincidir con Stanley Baker después de Infierno en Corea. Un año después encarna por primera vez en Ipcress al espía de gruesas gafas Harry Palmer, al que volvería a interpretar poco después en Funeral en Berlín (1966) y en Un cerebro de un billón de dólares (1967). Precisamente en 1967 recibe la primera de sus seis nominaciones al Oscar: como Mejor Actor por Alfie (1966). Aún tendrían que pasar 20 años más para que Michael Caine ganase un Oscar. Sería como Mejor Actor de Reparto por Hannah y sus hermanas (1986) en su cuarta nominación tras sus candidaturas a Mejor Actor por Alfie, La huella (1972) y Educando a Rita (1983). Sin desmerecer su interpretación de profesor universitario en esta última, Alfie y La huella, de Joseph L. Mankiewicz y en la que daba réplica al gran Laurence Olivier, son precisamente dos de las películas más importantes de su extensa filmografía, en cuya primera parte también destacan títulos como The Italian Job (1969), La batalla de Inglaterra (también de 1969), Asesino implacable (1971), El hombre que pudo reinar (1975) o Un puente lejano (1977). Su Oscar por Hannah y sus hermanas y su nominación por Educando a Rita es lo más reseñable de una década, la de los años 80, que comienza para él con La isla (1980) y con la más notable Vestida para matar (1980), de Brian de Palma, y en la que trabaja en proyectos tan desiguales como Evasión o victoria (1981), La trampa de la muerte (1982), Lío en Río (1984) o El cuarto protocolo (1988). Los años 90 no son mejores para él en cuanto a la calidad de sus películas. ¡Qué ruina de función! (1992), de Peter Bogdanovich, y Las normas de la casa de la sidra (1999) son seguramente lo más destacado de esa década. Precisamente por su trabajo en Las normas de la casa de la sidra, a las órdenes de Lasse Hallström, Michael Caine logra su segundo Oscar, de nuevo como Mejor Actor de Reparto. En el año 2000 le fue concedido el título de Sir, que recibió con su verdadero nombre como homenaje a sus padres. En 2003 volvería a ser nominado al Oscar, esta vez como Mejor Actor, por El americano impasible (2002). En 2005 interpreta por primera vez el personaje de Alfred en Batman Begins, que nuevamente volvería a encarnar en El caballero oscuro (2008) y en El caballero oscuro: La leyenda renace (2011). En las tres películas de Batman trabaja a las órdenes de Christopher Nolan, que también contó con Michael Caine en El truco final (El prestigio), Origen (2010) e Interstellar (2014). En 2006 trabajó a las órdenes de Alfonso Cuarón en Hijos de los hombres y en 2007 protagonizó la revisión de La huella dirigida por Kenneth Branagh, esta vez en el papel de Andrew que en su momento interpretó Laurence Oliver y con Jude Law en la piel de Milo. En los últimos años también hemos podido disfrutar de la presencia de Michael Caine en filmes como Ahora me ves… (2013), que tendrá su continuación en Ahora me ves 2 (2016); Kingsman: Servicio secreto (2015), El último cazador de brujas (2015) y La juventud (2015), de Paolo Sorrentino, uno de sus mejores trabajos de su etapa de madurez.

Películas como director Michael CainePelículas como director Michael Caine

Libros de Michael CaineLibros de Michael Caine